El libro ideal para los Cats Lovers

SI ESTÁS PENSANDO EN TENER UN GATO COMO MASCOTA ESTE LIBRO TE SERÁ DE GRAN AYUDA

Las aventuras y desventuras de un gatuno primerizo. Este libro es para aquellos que están pensando en tener un gatito como mascota. Narra la historia de Pedro, que se negaba a tener un gato como mascota, hasta que Mía su gata le hizo replantearse esa postura.




Resumen

Pedro pertenecía hasta hace poco al grupo de la Resistencia Gatuna, formado por todas aquellas personas que sin pudor decían «en mi casa no entra un gato, y punto». Hasta que un día conoció a Mía, una gatita blanca y parda que se instala en su piso y no solo se adueña del espacio, sino que también conquista su corazón. Pedro no podía imaginar hasta qué punto Mía iba a cambiar su vida. Divertidas, desenfadadas y emotivas, estas memorias gatunas desvelan todos los entresijos del mundo de los gatos. Y mucho más. Porque, en realidad, ¿quién no ha sido primerizo alguna vez?

Algo que quiero destacar de este libro es el lazo que se crea entre “dueño” y gata, un amor y una ternura que traspasa las páginas.

Esta novela es ideal para pasar un buen rato, da igual si te gustan los gatos, si no te gustan, si eres más de perros, si no tienes ni idea de que implica tener un gato...

Hay algún que otro capítulo con experiencias de otros padres gatunos, así como gatos famosos o gatos en la literatura, perfecto para conocer todas las personalidades posibles que podemos encontrar en un gato.


Reseña

La preciosidad de la portada es Mía, la gatita que llegó a la vida de Pedro en junio del 2016 por casualidad, cuando él tenía muy claro que en su casa no entraba un gato. Pero claro, las personas vamos cambiando de pensamiento y eso es lo que le sucedió a él, y también está el añadido de que sus amigos tuvieran gatos y le dijeran que tenía que tener uno. En resumen, que la frase pasaba a quizás, eliminando el no rotundo.





Cuando vi este libro no me pude resistir, al ver esa preciosidad de gatita en la portada no necesitaba nada más. Yo siempre he sido de perros, los gatos como que me eran un poco indiferentes y tenía el concepto de que eran traicioneros, hasta que entró en mi vida Anacleto y descubrí lo maravillosos y altivos que pueden llegar a ser. Al leer este libro me ha hecho revivir mucho de los momentos que viví yo misma al ser una mami de gato primeriza, ha sido imposible no comparar muchas de las escenas con mi propia experiencia. Anacleto ya no está, pero siempre será mi primer amor gatuno y cada vez que lo recuerdo no puedo evitar que una sonrisa asome. Actualmente tengo 4 felinos en casa, muy diferentes entre ellos y cada uno con sus particularidades. Realmente es una lectura que os recomiendo, da igual que no tengas gatos, porque lo que transmiten estas páginas es puro amor y os aseguro que la sonrisa no desaparecerá de vuestra cara mientras os sumergís en el Diario de un gatuno primerizo.

El final es cerrado pero perfecto para dar pie a una continuación.

Y vosotros, ¿sois más de gatos o de perros?

Dejarnos vuestra opinión en los comentarios.

Os invitamos a seguir leyéndonos

Nos vemos mañana con nuevos temas