¿Es tu gato un grinch? Ataques a los árboles de Navidad

Los gatos para la época navideña se diviertan mucho con los adornos, a punto de que se convierten en los “Grinch navideño”, porque se encargan de dañar las decoraciones que con tanto esmero se hacen, para adornar las casas.

Los gatos por naturaleza son curiosos, pero aun no queda muy claro si a ellos no les gusta la Navidad o si tienen alguna afinidad muy especial por ella. ¿Por qué? son una de las pocas especies en el planeta tierra que son capaces de destruir en segundos el Arbol de Navidad y luego poner carita de “yo no fui”.

Lo mas devirtido del caso es que es que les encanta escalar, hurguetear los adornos y las luces del arbol navideño que adorna nuestro hogar.

Según los veterinarios y expertos en la conducta de los gatos existen dos motivos principales para que los gatos ataquen el árbol de Navidad: Curiosidad y territorialidad.

Es necesario tener mucho cuidado con esta mascota en vista de los arboles de navidad bien sea naturales, como artificiales pueden ser realmente peligrosos: tragarse las puntas o ingerir la resina puede resultar tóxico o causar algún tipo de bloqueo gástrico.

Los adornos pueden romperse fácilmente o las luces que también llaman la atención de los gatos también pueden ser peligrosos. Lo ideal es vigilar la actitud del gato.

Todos los gatos son previsibles y en muchos casos cuando ellos quieren también indomables, pero podemos llevar a cabo ciertas sugerencias que pueden ayudar a que nuestros felinos no la tomen con el árbol de Navidad. A continuación, mencionamos algunos consejos que pueden ser de gran utilidad:

  • Fijar el árbol a una base sólida, ellos suelen trepar hasta la copa del árbol, es una de las mejores opciones para que nuestras mascotas no destruyan ni se caiga el árbol de navidad.

  • Colocar adornos que no se rompan con facilidad a los gatos les gusta jugar y tocar todo, por eso es mejor no poner ornamentos especialmente frágiles.

  • Rociar todo el árbol con un repelente natural, colonia o ambientador de cítricos, ellos odian los olores de los cítricos porque su olfato es mucho mas desarrollado que el nuestro por ende así se evitaremos que se acerquen. Si rociamos sobre nuestro árbol y a los adornos será más sencillo que nuestro gato no quiera ni acercarse a husmear. Otra opción es poner cáscaras de naranja.

  • Esconder los cables de las luces o envolverlos con papel aluminio, a todos los gatos les da dentera el sonido del papel de aluminio con sus dientes y sus garras, por lo que no lo morderán ni arañarán la zona recubierta con este material y, si no se está en casa, desconectarlas.

Te invitamos a visualizar el siguiente video donde se muestra un compilado de gatos jugando con el árbol de Navidad.


¡Feliz navidad!

Déjanos un comentario

© 2020 por MADS Magazine. Página creada con Wix.com